Pero lo que no muchos saben es que realmente no es un sistema operativo sino una capa personalizada la cual hace que todo Android parezca y luzca diferente. Lo cual en muchas ocasiones ha generado cierta polémica ya que muchos de los usuarios expresan más gusto por MIUI que por el Android original. 

Sin embargo si no te gusta la interfaz con la que viene por defecto MIUI podemos personalizar el aspecto de nuestro Android con temas que podemos bajar desde el propio móvil. A diferencia de otras ROMs que también cuentan con opciones de personalización, a día de hoy ninguna ofrece tantas facilidades ni tanta variedad como MIUI.

Desde su correspondiente aplicación podemos cambiar el tema, descargarlos desde una base de datos online que se va actualizando constantemente y lo más importante: podemos elegir cada uno de los elementos y tema para hacerlo más personalizado. Por ejemplo podemos coger la barra de tareas de uno, la pantalla de desbloqueo de otro, descargar una fuente que no tiene el tema, haciendo esto las posibilidades infinitas.

Si tenéis curiosidad por probar ROMs y os apetece probar algo diferente MIUI es una buena opción. Es cierto que la interfaz y el launcher difieren un poco de la versión original pero rápido nos hacemos con su funcionamiento. Por su versatilidad y número de opciones, se merece una oportunidad.

Además, detrás de MIUI hay muchos desarrolladores trabajando en la ROM trayendo nuevas actualizaciones y aplicaciones, llevando esta versión del sistema operativo a dispositivos nuevo. Xiaomi no es una empresa conocida por conformarse con lo que ya tiene, sino todo lo contrario ya que cada día esperamos con ansias saber que trae Xiaomi de nuevo.